Encuentran “comida” para microbios en Encélado

Publicado en Astronews.
Léelo completo en su sitio: http://ift.tt/2oMOvkS

Éstos días parecería que estamos encontrando agua por todo el Sistema Solar, desde en las “bolas de nieve sucia” que son los cometas hasta en los polos helados de Marte. Aún así, se necesita mucho más que un poco de H2O para que pueda prosperar la vida. Además, necesitamos que el ambiente tenga una fuente de energía y la mezcla perfecta de elementos, y ello ha sido mucho más difícil de encontrar.

Sin embargo, hace unas semanas, en un paper publicado en la revista Nature, un grupo de investigadores anunció que podrían haber encontrado tal mezcla de ingredientes para la vida en Encélado, la luna de Saturno, la cual es famosa por poseer un enorme océano debajo de su superficie helada.

Foto original de las plumas emanadas por la superficie de Encélado, tomada por la sonda Cassini en 2005. Crédito: NASA

En 2005, cuando la sonda Cassini era todavía joven y llena de energía, ésta observó “plumas” de agua líquida y hielo que estaban siendo emanadas desde las grietas sobre la superficie de Encélado. No teníamos idea de que estos géiseres extraterrestres podían existir antes de que llegáramos allí, pero afortunadamente Cassini estaba equipada con instrumentos para identificar su composición. El instrumento, llamado Espectrógrafo de Masa Neutral e Iónica (o INMS, por sus siglas en inglés), estaba originalmente diseñado para analizar la atmósfera de Titán, otra de las (muchas) lunas de Saturno, pero resultó ser perfecto para estudiar a Encélado.

Ahora, 12 años y 22 vueltas alrededor de Encélado más tarde, los astrónomos han identificado gas en esas plumas. Es casi 98% agua, con un 1% de hidrógeno, y una combinación de otras moléculas como dióxido de carbono, metano y amoníaco. Ya sabíamos sobre la existencia de la mayoría de estos compuestos por algún tiempo, pero ese gas de hidrógeno fue toda una novedad, pues el mismo podría provenir de reacciones químicas que ocurren cerca de fuentes hidrotermales sobre la superficie del suelo oceánico de la luna de Saturno.

Este gráfico ilustra como los astrónomos del Cassini piensan que el agua interactúa con las rocas en el fondo del océano de la luna helada Encélado, formando fuentes hidrotermales que liberan hidrógeno. Crédito: NASA/JPL-Caltech/Southwest Research Institute

Aquí mismo, en la Tierra, hemos encontrado colonias enteras de microorganismos que prosperan cerca fuentes hidrotermales parecidas en el fondo los océanos terrestres, combinando hidrógeno y dióxido de carbono para crear energía en un proceso llamado metanogénesis. Tal como su nombre lo indica, esta reacción también produce metano, el cual justamente también ha sido observado en las plumas de Encélado. Luego, si tales organismos pueden existir y prosperar aquí en la Tierra, no sería demasiado descabellado pensar que también podrían vivir en condiciones similares en otro cuerpo del Sistema Solar.

Ahora bien, a pesar de que Encélado posee los ingredientes correctos para que algunos microorganismos metanogénicos puedan sobrevivir, ello no significa que tenga que haber vida allí. Lo único que sabemos es que, en principio, sería posible, puesto que ya hay formas de vida en la Tierra que pueden sobrevivir sólo con un poco de hidrógeno y CO2.

Aunque no haya más misiones programadas a Encélado en el futuro cercano (todavía), tal vez algún día podamos hacer una nueva pasada y tocar la puerta a ver si hay alguien en casa.

 

Fuentes:
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s